Información sobre vivienda y economía

La vivienda ahoga la economía familiar

Autor: Redacción

La espectacular evolución del mercado español desde 1996, año en que comenzó el boom inmobiliario, ha convertido en insolvente a un amplio porcentaje de la demanda española. Las economías domésticas no han podido seguir la imparable marcha del mercado residencial y han quedado seriamente "tocadas". Sobre todo en los últimos años, debido a la distancia actual entre el salario medio nacional, que ha aumentado un 18,2% en los últimos ocho años y el precio de la vivienda, que literalmente se ha doblado. En 1996 el sueldo medio de un español era de 15.005 euros brutos anuales, según el ine. En la misma época, una vivienda media de 100 m2 y dos dormitorios tenía un precio de 102.172 euros. Hoy en día el sueldo medio de un español es de 17.742 euros mientras que la misma vivienda ha pasado a costar 205.100 euros. Es decir, un piso que antes costaba cien ha pasado a costar ahora doscientos mientras que el comprador de esa vivienda antes ganaba 10 y ahora gana 11,8

Si miramos más atras, en los años setenta una familia tardaba cinco años en pagar una vivienda de 90 metros cuadrados, cuyo precio no llegaba a los 6.000 euros. En los ochenta, la misma familia necesitaba ya ocho años para comprar la misma casa, que había pasado a costar 54.091 euros. A comienzos de los noventa, el plazo para pagar el piso había subido a quince años y la vivienda costaba 120.202 euros. Hoy en día las familias españolas se hipotecan hasta treinta años para poder pagar una vivienda de 90 metros cuadrados, que cuesta de media 194.750 euros. Algunos expertos consideran que estas cifras son ya "inalcanzables" para una gran parte de la población española y que la subida de la vivienda ha acabado ahogando las economías familiares

Artículo visto en
(ABC)